Un año más ha llegado la primavera. Las temperaturas empiezan a subir, el día tiene más horas de luz y los espacios naturales comienzan a mostrar esa belleza tan especial de la que gozan durante esta época. Parece que nos cambia el carácter. Que el hecho de que hayamos dejado atrás el frío invierno nos ayuda a levantarnos de la cama con mayor ímpetu. Pero como siempre suele suceder también hay factores que se encargan de crearnos algún tipo de molestia. No todo podía ser perfecto. Y es que la primavera, además de ser la estación de las flores, también es la estación de las alergias, una patología que afecta a un gran número de personas cada año.

La elaboración de las piezas de descanso de Ecomatalasser va enfocada muchas veces a combatir los problemas de alergias cutáneas y pieles extremadamente sensibles. En este caso nos referimos a alergias mucho más leves, aquellos problemas pasajeros que suelen hacernos una visita durante estos meses del año y que nos obsequian con “regalos” tales como el picor de garganta, la secreción nasal o un lagrimeo incesante. Para evitar estos molestos síntomas vamos a compartir con vosotros 5 consejos destinados a prevenir este problema. ¡Seguro que te son de gran ayuda!

En casa ventanas cerradas

Como hemos comentado anteriormente en primavera suelen subir las temperaturas. Pero el termómetro todavía no evidencia el calor incesante que solemos padecer en los meses estivales. Por lo tanto no es estrictamente necesario que las ventanas de casa tengan que estar abiertas de par en par. Cuanta menor circulación de aire haya en una vivienda menos probabilidades tendrás de padecer los síntomas de la alergia. De modo que intenta abrirlas tan solo en caso de necesidad y es muy probable que te acabes librado de ellos.

Filtros anti polen en el coche

El principal causante de alergias durante estos meses del año es el polen. Es por este motivo que existen una serie de filtros especiales para el coche que evitan que esta partícula pueda acceder al interior del vehículo. En este caso están formados por un material mucho más denso que los filtros convencionales, por lo que consiguen llevar a cabo su cometido con éxito. No hace falta decir que debemos mantener las ventajas bajadas siempre que sea posible.

Utiliza gafas de sol

Más allá de lo estético las gafas de sol pueden ser un gran aliado en la lucha por prevenir todo tipo de alergias. Nuestros ojos pueden ser un elemento propicio a través del cual las partículas logren acceder a nuestro organismo. Si los cubrimos con las lentes solares lo tendrán mucho más complicado.

Averigua los niveles de polen en el ambiente

Sabemos que puede sonar raro. Hoy en día existen aplicaciones móviles de todo tipo, pero dudamos que exista ninguna para medir los niveles de polen en el aire. ¿Cómo podemos averiguarlo? Pues es más sencillo de lo que parece. Las diferentes estaciones metereológicas repartidas por todo el planeta deben facilitar este dato. Incluso es fácil que durante los meses de primavera compartan esta información en algún comunicado o en sus redes sociales. Ya te avanzamos que es a primera hora de la mañana (entre las 5 y las 10) es cuando existe una mayor concentración de polen en el aire.

Limpieza exhaustiva de la casa

Durante la primavera, y en caso de que tengamos alergia a los ácaros de polvo, debemos mantener nuestra vivienda lo más limpia posible. Este factor toma mayor importancia en caso de que tengamos animales de compañía. Intenta pasar la aspiradora a diario y sacar el polvo de los muebles un par de veces por semana.

Como ya hemos comentado los productos de Ecomatalasser son especialmente recomendables en casos de alergias, ya que para su fabricación utilizamos materiales antialérgicos naturales como por ejemplo la lana. SI deseáis información poneos en contacto con nosotros a través del formulario que aparece en la web o llamando a nuestro teléfono de contacto. ¡Declárale la guerra a las alergias!